Viviendas Sostenibles y Asequibles

Cerca del 70% de la población mundial habita en viviendas construidas en hormigón, y esto se debe, entre otras cosas, a sus excelentes prestaciones y a su facilidad de colocación.

La energía consumida en el acondicionamiento térmico e iluminación de un edificio de viviendas durante toda su vida útil se estima 9 veces mayor que la empleada en su construcción, por lo que en la actualidad, distintos actores focalizan sus esfuerzos en la optimización de la eficiencia energética para cada solución de vivienda.

El hormigón es el material de construcción ideal para una vivienda asequible, durable, de mínimo costo de mantenimiento, resiliente frente a la acción del fuego, los desastres naturales y climáticos, y confortable acústica y térmicamente.

Hace click aquí para saber más sobre las ventajas del hormigón

Si querés saber más sobre Resiliencia ingresá aquí

Las soluciones disponibles son muy variadas, y cuentan con la mayor versatilidad, comprendiendo a:

Estas soluciones no sólo reportan las ventajas ampliamente conocidas del hormigón como material constructivo, sino también permiten lograr un ahorro significativo en la demanda energética para calefacción y refrigeración de la vivienda. En términos prácticos, ello redunda en una sensible reducción de los consumos de electricidad y gas para climatización para el usuario final, y en un mayor cuidado del ambiente, con menores emisiones de gases de efecto invernadero asociadas al uso energético.